viernes, 3 de marzo de 2017

¿Olvidos?



La historia reciente previsional: ¿Olvidos, errores o reescritura de la historia?


Por estos días se produjo un áspero debate entre dos mujeres, la presidenta del Comité Provincial de la UCR, ElinaNicoloff y la Secretaria General de la ATECH, Rosita Petrovich. Interesantes temas de la reciente histórica política, económica y gremial con una actualidad potente fueron desgranados por ambas.

Quiero aportar aquí sobre una parte de esa historia, de la que me tocó ser protagonista en mi condición de legislador provincial, porque creo que Elina Nicoloff comete algunos errores o imprecisiones, o tal vez  incluso tergiversa parte de esa historia.  El error, político,  más grande es responsabilizar a los sindicatos como lo hizo en su primer pronuncimiento y lo sostuvo luego. Hay muchos otros, pero prefiero referirme a algunos en aspectos previsionales. 

De los yerros más importantes de Nicoloff surge al atribuir al menemismo el Compromiso Federal -, que es un Convenio, cuando se firmó el 6 de diciembre de 1999 –a 3 días de irse Menem y a instancias del gobierno de De La Rúa (lo firman Federico Storani y José Luis Machinea en su representación)- y se ratificó por el Congreso de la Nación el 15/12/1999 -ley25.235- y por el parlamentochaqueño en mayo del 2000. Lejos está de mí defender a Carlos Saúl, que fue un cáncer terminal a la previsión social argentina, pero esa norma no es desarrollo ideológico de él, ni la Provincia la ratificó a instancias de presiones del menemismo. (Otro yerro grande de Nicoloff fue atribuir al menemismo el descuento del 13%, gran error o abuso de desmemoria).

Vamos al Chaco. Es fácil recorrer la historia previsional desde donde la ubican ambas mujeres en debate. Sólo hay que ver los pronunciamientos de la Cámara de Diputados de la Provincia, ahí el veredicto es contundente: los años de recuperación y ampliación de derechos acontecen entre el 2008 y el 2015. Es cierto, los “contextos” determinan, el menemismo pujó siempre por achicar y durante el período 2003/2015 aconteció la inversa, pero los márgenes y la decisión política de quienes gobiernan una Provincia lo llevan a adherir –o no- a determinadas políticas.

El sistema previsional “vivió” en emergencia entre 1994 y 2004, ésta emergencia -a grosso modo- implicaba descuentos jubilatorios extras y el cálculo de haberes sobre la base de 20 mejores años de aportes. En el año 2006 comienza a operar la devolución de las exacciones a los trabajadores de aquellos más de 10 años. A partir del año 2008 se configuran reformas claves para amparar la vejez: vuelta a los 10 años para calcular los haberes (2008), cobertura de obra social a familiares de desaparecidos o privados de libertad (2008) reconocimiento del derecho a acceder a la obra social y pensión a parejas del mismo sexo (2009), recalculo sobre la base de los 10 años de los ya jubilados con haberes de 20 años (2010), adhesión a la legislación nacional y financiamiento de la reproducción asistida (2015), y –lo dejé para el final por ser lo más relevante- la flamante reforma del artículo75 de la Constitución Provincial (4/11/2009) que tiene dentro varias joyas de protección previsional como por ejemplo el 82% de las 120 mejores remuneraciones.

Y aquí me quiero detener. Pareciera ser que Nicoloff atribuye a los legisladores radicales un protagonismo central en la reforma del artículo 75 de la Constitución Provincial al tiempo que le adjudica al ex gobernador Jorge Capitanich impulsar la transferencia. Un gran falsedad que permanente incurre la UCR y que Nicoloff repite por desinformación y/o para abonar a ello.

Es cierto, los votos radicales eran imperiosos para reformar la Constitución por vía de la enmienda, dado que se requiere unanimidad. Es por eso que tampoco se le puede imputar a Capitanich afán de transferencia del InSSSeP. Fui testigo, soy autor de la iniciativa que parió la reforma de INNUMERABLES conversaciones entre el Gobernador, sectores gremiales y el entonces Ministro de Economía Eduardo Aguilar en las que se configuró una amplia y detallada normativa a instancias precisamente de todos los que estábamos en esa mesa. Ahí Petrovich fue protagonista, por eso lo puede contar con detalles, las y los diputadas/os radicales NO ESTUVIERON dado que murmullaban por los pasillos porque se les caía uno de los cuentos habituales.

Como esa historia –la de la reforma constitucional- no se conoce mucho, un conjunto de organizaciones sindicales organizó en la Legislatura en noviembre de 2016 una Jornada de recordación de los 7 años al tiempo que se expresaba su resistencia a la Armonización de Cambiemos. Lástima el poco interés que tuvieron los legisladores actuales de Cambiemos y sus asesores en conocer la historia y las demandas actuales, porque no fueron.

Los vientos que corren retrotraen los tiempos y volveremos a discutir lo que se discutió. Por eso es importante la memoria, por su proyección sobre el futuro. El macrismo, la alianza PRO/UCR, nos tiene preparados  a los argentinos un banquete de tristezas en materia previsional -algunas de las cuales ya hemos sido testigos en estos días con el ajuste semestral de haberes- y debemos estar dispuestos a defendernos.

lunes, 22 de agosto de 2016

¿Porqué minimizar el tarificidio?




Han salido a bajarle el precio al tarificido, a minimizar su implicancia y su efecto, y principalmente restarle importancia al fallo de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (CSJN) respecto del tarifazo del gas.

Esta operación de bajarle la importancia cuenta  con la anuencia y el impulso de los grandes medios oligopólicos. Los mismos grandes medios que operaron contra los subsidios y las medidas centrales del macrismo que originaron  gran transferencia de ingresos de los sectores populares a los ricos.

Pero estos grandes medios ya fracasaron en tapar la implicancia de ese tarifazo y la protesta social que originó. También fracasaron en la presión a los jueces de la CSJN.

Si es tan poco importante el tarifazo, si tan poca gente es la afectada, si aún con la connivencia de vastos sectores de la política, por ejemplo gobernadores de diversos partidos, nos preguntamos:
¿Porqué el gobierno nacional está atrapado hace meses en él sin poder resolverlo?
¿ Porqué el Poder Judicial dictó múltiples fallos frenándolo en diversos lugares del país y la CSJN debió abocarse en tiempo récord?

El tarifazo no es una de las medidas centrales de transferencia de recursos en detrimento de los sectores populares. Pero es una de las más visibles, que se siente en el bolsillo en forma inmediata. Y ha generado gran reacción popular.

Tengamos en cuenta que la estrategia de desactivar la relevancia del tema tarifario tiene directa relación con los planes de volver sobre las tarifas, porqué los aumentos aplicados hasta ahora eran de los primeros planeados. No se rendirán.

El fallo de la CSJN aún es insuficiente, faltan cubrir sectores, falta la energía y en muchas provincias el agua. Es por ello que es necesario profundizar la discusión, las críticas y los análisis, y la participación popular.


El Destape 17/08/16


El Destape 17/08/16


lunes, 15 de agosto de 2016

La tarifa de energía eléctrica: inclusión en el tobogán



Algo sobre el tarificidio en el Chaco
La tarifa de energía eléctrica: inclusión en el tobogán 


Los acontecimientos de 2016 con respecto a la situación energética, y en especial la cuestión tarifaria, nos plantean un panorama actual sumamente negativo y con perspectivas de empeorar.
El debut del macrismo con el incremento desmesurado de las tarifas mayoristas (300-400%), la eliminación del sistema de compensaciones tarifarias y el parate de obras públicas claves en la materia dejó a la Provincia del Chaco en una situación compleja.
Si bien sobre finales de 2015 la situación de SECHEEP distaba mucho de ser la ideal, los últimos años mostraron un crecimiento sostenido del consumo eléctrico y de la inclusión energética. Para precisar ese proceso podemos citar, por ejemplo, que sólo desde 2007 la cantidad de usuarios creció en más del 60% y el consumo residencial se expandió más del 120%.
En el altar de la inclusión, el consumo como motor económico y la expansión del confort familiar, se sacrificó parte de la ecuación económica-financiera de la Empresa –con sus consecuentes impactos-. La tarifa de energía mantuvo un incremento inferior al 90% cuando todos los precios de la economía en el mismo período (2007/2015) por lo menos duplicaron y hasta triplicaron ese número, incluyendo por supuesto los costos de SECHEEP.
Ese esfuerzo económico financiero de la Empresa y sus consecuencias positivas en la economía provincial y de miles de familias chaqueñas no fueron una improvisación o un error: fue una política de inclusión sostenida por el gobierno provincial y el gobierno nacional con decisiones y aportes económicos.
El cambio de política que imprimió Macri y su gobierno con mirada empresarial golpea a la Empresa, pero esencialmente comienza a golpear en chaqueñas y chaqueños, paulatinamente todavía, pero si no se modifica será peor aún.

Los aumentos
Una de las primeras Provincias de sumarse a la falluta consigna del sinceramiento fue Chaco. 

1) Tempranamente, antes de finalizar 2015, se anunció un incremento de un poco más del 30% (33,57%, a partir de enero informó SECHEEP) que impactó un 37% para los usuarios ajustados a un consumo básico de 350 kw. Se apeló a una vieja audiencia pública para darle legalidad al incremento.

2) Asimismo, sobre el pucho, en febrero se aumentó lo que en la jerga se llama Cargo Tarifario, un fondo con destino a financiar obras. Si bien su incidencia en la tarifa final no es grande, la parte fija del Cargo se multiplicó por 3 y la variable por 2,4. Este incremento no fue muy difundido, y supone unos 200 millones de pesos anuales extras con destino a obras de energía eléctrica. 

3) En febrero también arribó el aumento tarifario sostenido en la decisión del Gobierno Nacional de incrementar el precio de venta de la Energía. SECHEEP informó que el aumento nacional ascendía a 330% y que su impacto promedio en sus usuarios era del 70%. No hubo audiencia pública aquí.
Es así que en menos de 90 días las tarifas se incrementaron en el 150%, para los usuarios de  350 kw. Algo así como una “aspiradora” de más 1.300 millones de pesos de los bolsillos chaqueños a la Empresa SECHEEP y, en mayor medida, el Gobierno Nacional.

4) Está en marcha un 4to aumento. Mientras espero una audiencia pública a mi alcance (muy bueno lo de llevar el debate a diversos lugares de la Provincia) para analizar los números expuestos por las áreas técnicas de SECHEEP, no puedo menos que alertar que el incremento, acumulado desde enero,  para el modesto usuario de 350 kw superará el 270%. Un gran golpe a la economía familiar que no se compensa ni tiene relación con ninguna realidad económica familiar, sin adentrarnos en la realidad de la PyMe Chaqueña.
Si se aplica lo peticionado por la Empresa SECHEEP el impacto global de los tres incrementos será superior al 360%, casi 2.200 millones de pesos anuales trasferidos de un plumazo.

La resistencia
En nuestra Provincia han habido movilizaciones de repudio a los tarifazos, tal vez no del tamaño de las nacionales, pero importantes. La acción de usuarios de participar en el debate y protestas  redundará en límites más razonables a quienes toman decisiones.
Es para destacar la acción de quienes eligieron la vía judicial para buscar razonabilidad y equidad en materia de tarifas. Resalto aquí la presentación del Defensor del Pueblo del Chaco, y la existencia de pronunciamientos en todo el país en la materia, especialmente la dictada por la Jueza Zunilda Niremperger
Es también importante tener en cuenta que SECHEEP deberá adecuar su tarifa debido a los pronunciamientos judiciales, en la medida que establecen retrotraer la tarifa por parte de CAMMESA. Dado que uno de los incrementos sustanciales tuvo origen precisamente en un aumento del costo de esa, es factible esperar un alivio importante.

Los planes de Mauricio
Sin lugar a dudas que la decisión del gobierno nacional –convalidada en parte por la gestión provincial- fue transferir los ahorros fiscales -que necesita para otras políticas- a los bolsillos de los usuarios chaqueños. No sólo el costo del kw, sino también las obras en marcha suspendidas y la falta de anuncio de nuevas inversiones avizoran un futuro más complejo en materia de éste servicio público. Más caro y peor.
La resolución 6/16 del Ministro de Energía estableció el incremento tarifario hasta abril de 2016, porque planeaban nuevos incrementos. Hoy está prorrogada, los desatinos económicos del gobierno le juegan en contra pero, ¿hasta cuándo?.
Ojo, no perdamos de vista la mirada privatista, que alguna vez ya fue frustrada por las movilizaciones políticas y sociales.